AUTORRETRATO http://07
8.9.07
  14 de agosto 07, martes.

Estable. Bien en el intermedio. Ale se quedó frito. Estaba feliz de que me hubieran sacado del CTI. Yo también, claro. De golpe tener las manos libres, el cuerpo libre, ningún tubo que me atara a nada… quería caminar, moverme, bailar. Había un baño!!! Eso era fantástico, no tener que pedir más la chata, no llamar a las enfermeras. Yo ya había cenado en la sala del CTI, así que la enfermera me alcanzó un timbre, me dijo que cualquier cosa que necesitara la llamara y apagó la luz y se fue. Casi enseguida me vinieron ganas de hacer pis. Desde que me dejaron tomar agua tomaba tanta que tenía que hacer pis a cada rato. Ni pensé en llamarla. Con gran esfuerzo me senté y fui bajando de a poco los dos escalones que me separaban del piso. En eso perdí el equilibrio y caí de bruces sobre la cama de Ale, que no acusó recibo del golpe. La cama, como todas las camas de ese lugar, tenía ruedas, y estaba sin frenos, así que con mi impulso se deslizó vertiginosamente conmigo encima hasta que la frenó la pared de la puerta del baño. Miré a Ale que seguía durmiendo como un angelito. Yo estaba intacta. Me quedé un ratito recostada para agarrar fuerza y después me paré con cuidado y agarrándome de los bordes de la cama caminé hasta el baño y logré con mucho esfuerzo sentarme y levantarme y llegar de nuevo a mi cama, subir los escalones y desparramarme sobre el colchón agotada. Más tarde me acomodé un poco y me quedé profundamente dormida.

Etiquetas:

 
  13 de agosto 07, lunes.

Bien, respirando sin máscara, estable. Vino el médico y me dijo que estaban esperando que se llevaran a un paciente para ponerme en un cuarto de cuidados intermedios con vista al jardín y sin acompañante.

De tarde estuvo María con su cámara y se la pedí para sacar unas fotos. Es una cámara divina, digital pero de esas profesionales. Saqué unas fotos, pero la cámara es pesada y se me caía de las manos, no podía sostenerla.

Recién a las 23 hs me cambiaron a Cuidados Intermedios, a la cama 23. Ale y Julio estaban conmigo. Me ayudaron a subir a la cama, yo estaba super excitada, no quería acostarme, quería estar parada, moverme. Julio me acompañó al baño porque casi no sabía caminar sola. Después me ayudó a subir a la cama. Ale convenció a la enfermera que lo dejara bañarse ahí y dormir en la cama vacía. Me trajeron un calmante y me fui quedando dormida, feliz.

La foto de la sala de espera la sacó María.



















Etiquetas:

 
  12 de agosto 07, domingo.

Temprano, entró el doctor que me internó. Me dijo que no podía verme más con esos tubos. Si no me apetecía un buen asado con chorizo y papas fritas. Que si seguía con los tubos no iba a poder comer. Hace unos movimientos rápidos –yo lo miré acercarse a mi cara paralizada del miedo al dolor- tira de un tubo, del otro y bailo con los ángeles. No me dolió. Solamente sentí alivio, como cuando te sacan una espina, o… yo que sé, algo te molesta y te lo sacan. Me ponen una máscara para que me ayude a respirar. “si querés te la ponés, te la sacás un rato, te la volvés a poner. Depende de cómo sientas que respirás, si te cuesta o no”.

De tarde volvió y me dijo que estaba mucho mejor, que me quería pasar a Cuidados Intermedios, que iba a esperar que pasara un día respirando sola. Ale llegó a eso de las seis y no podía creer que no tuviera los tubos. Además pude hablar. ¡Con voz muy baja, pero pude hablar! Nadie que hable siempre se imagina lo importante que es poder hablar, aunque la verdad es que yo hablo poco, pero poder comunicarse sin malentendidos como cuando usaba el abecedario es una felicidad. Ale se quedó feliz de verme mejor. Les avisó a Marce y a Sofi. Estuvo Sofi, Marce, Ju. A Sofi la encontré demasiado flaca y demacrada, me preocupé. Se le nota la angustia, le sale por los poros.

Etiquetas:

 
  11 de julio 07, sábado.

Estuve mejor. Por lo tanto, más incómoda. Hay algunas enfermeras super amables y otras cara de perro. Malas. Malísimas de verdad. Me maltrataron, me hablaban con grosería. Me bañaban con brusquedad, no ponían nada de amabilidad en el trato. Me bañaban mal, me sentía sucia. No me lavaban los dientes, solamente me los lavaron 2 veces, una vez una enfermera y otra un enfermero. No podía hablar, así que me jodía. Aprendí a joderme sin protestar ni poner cara de nada. A esperar 2 o 3 horas para que vinieran a buscar la chata o a ver que quería cuando las llamaba golpeando cosas de metal. Tenía la certeza, y pensaba en ello mirando la pared que tenía enfrente, que en unos días ya no iba a estar ahí. Siempre supuse que volvía a casa, sana, claro.

Comienzan a bajar de nuevo las dosis de los medicamentos, esta vez con más con lentitud. Pido calmantes, no quiero estar ahí, quiero ir al otro lado, al otro lugar, al otro tiempo. Prefiero seguir jugando carreras en bicicleta con el ratón Mickey por esa ruta de San Pablo que se había trasladado –momentáneamente, supongo, a Porto alegre con la Rambla de Pocitos... O planificar la fiesta de los Puppo a favor de la diversidad racial y sexual, y a favor del aborto, ya que estamos.

Etiquetas:

 
  10 de julio 07, viernes.

Seguí mejorando, respirando cada vez mejor. El 10 fue el cumple de Ale. Cumple 21. Cuando llegó me dio un abrazo fuerte. Estaba contento de verme bien. Iban a hacer un asado en lo del Java con los amigos. El Java tiene un parrillero techado, y aunque en esos días yo me moría de calor en el CASMU, parece que estaba helado. Helado de verdad, con aguanieve, menos de 0 grados. Por ese lado, podía considerar una ventaja el hecho de poder estar en un lugar tan calentito. Está bueno encontrar una ventaja en cualquier pequeñez.

Etiquetas:

 
  09 de agosto 07, jueves.

Me estabilicé. Respiraba bien. Tenía hambre, ganas de tomar café. Obsesión por tomar café. En un momento Elena, estaba Sofi conmigo –Sofi me peinaba, me encremaba, me cuidaba- y Elena me preguntó si sabia cuánto tiempo hacía que estaba ahí. Le dije “desde ayer, después del accidente”. Me dijo “hace 8 días que estás acá.” Yo, realmente, no podía creerlo. Muchos calmantes, no podía ni puedo recordar muchos hechos “reales”. Pero sí recuerdo hechos que ocurrieron allá, en el otro tiempo, y se me confunden con los que ocurren acá, con el llamado “tiempo real”.

También me preguntó si me acodaba qué me había pasado, pero no esperó mi versión y me contó que me había engripado, y que había tenido neumonía, etc., todo lo que ya conté. Pero para mí era muy extraño, como si me contara algo que le había pasado a otro.

También me contó que la sala de espera siempre estaba llena de gente que preguntaba por mi estado. Gracias a todos.

Etiquetas:

 
  08 de agosto 07, miércoles.

Retraso grave con edema agudo de pulmón. Me empiezan a dar de nuevo los medicamentos que me estaban retirando: corticoides, curare, etc. Julio debe de haber ido de mañana a verme porque no lo vi, me desperté a eso de las 3 de la tarde. Había estado en el otro lugar y allá la cosa era distinta. Habíamos viajado de urgencia a San Pablo, en el auto de Julio, con el contador del Laboratorio. A la vuelta, Julio y el contador tomaron cerveza y Julio se durmió manejando y tuvimos un accidente terrible. Ellos dos se murieron, y yo estaba grave, en el CTI. No me animaba a preguntar por Julio. Estuve toda la tarde angustiada hasta que a eso de las 8 lo veo llegar. Me invadió una sensación de felicidad, no podía creerlo, y tampoco abrazarlo (manos atadas) y ni siquiera decirle nada por los tubos que no me dejaban hablar.

Etiquetas:

 
  07 de agosto 07, martes.

Jota subió con Julio y me daba agua con la jeringa. Mi boca estaba toda tajeada y con sangre seca donde iba cicatrizando. Si sonreía se volvían a abrir los tajos (de cualquier forma, no había mucha cosa que me hiciera sonreír). Soy super sedienta, comúnmente tomo más de 2 litros de agua por día además de los líquidos que puedan contener las comidas. Que me dieran 2 litros de agua por un tubo que se comunicaba con mi arteria o vena o yo qué sé -ni me importaba, claro- no me consolaba ni arreglaba la sequedad de mi garganta, de la boca, de los labios.

Creo que volé con la morfina. Volvía al CTI de a ratitos. Estuve en otros lugares, en un apartamento en POA que tenía un balcón que daba a una rambla igual a la de Pocitos, yo subía engañando al portero y encontraba una niñita que era Sofía pero de chiquita, y estaba ahí como la hija de esa familia, así que me la llevé y tuve que escapar y esconderme porque me buscaban por rapto, pero Sofi era mía. María Luisa me ayudaba a esconderme. Descubrí un plan de los japoneses donde te regalaban unas tarjetas con las que hablabas a todo el mundo apretando un botón, todo gratis, y pasaban todo el día música alienante y todos los niños y adolescentes en vez de usar pasta base se morían de tanto escuchar música. Robaban tarjetas y todo era un caos, porque con tu tarjeta podías interferir en las de las demás, etc. Era la sofisticación de los celulares.

Etiquetas:

 
5.9.07
  06 de agosto 07, lunes.

Mejorando, mejorando, lo que quiere decir que me dan menos calmantes por lo que estoy más molesta, percibo que tengo las manos atadas, que estoy muerta de sed, con la boca reseca, que por los tubos no puedo hablar. Muerdo los tubos sin poder evitarlo. Finalmente consigo transmitirle a Julio que quiero agua y consigue unos pequeños tubitos de agua destilada y me los dan con una jeringa. Agua. Agua. El placer enorme de sentir el agua en la boca.

Me dan más calmantes y empiezan a darme menos medicamentos.

Etiquetas:

 
  05 de agosto 07,domingo.

Sigo mejorando. Entre los que dejan subir para visitarme están mis hijos, por supuesto, Julio, mis hermanos, mi madre. Los recuerdo de a ratos, caras, gestos, abrazos, caricias. Sé que estaban contentos porque yo estaba una parte del día despierta.

Etiquetas:

 
  04 de agosto 07, sábado.

Comencé a mejorar. No sé si los viajes al lugar se corresponden o no con el tiempo “real”, pero tampoco los recuerdo con un orden específico, sé que en un momento estaba en Porto Alegre e iba a toda velocidad en una super bicicleta, iba desde el centro, desde el gasómetro, más o menos, hacia la Rodoviaria. Iba tan rápido que sentía algo de vértigo. Pero lindo.

Etiquetas:

 
  03 de agosto 07, viernes.

Comienza a haber alguna esperanza de mejoría. Eso lo saben los que me rodean, yo floto en la morfina, me voy a otros lugares: de pronto camino por la pampa argentina, muerta de hambre. Solamente hay enormes extensiones de sorgo, pero sé que no me gusta. Veo liebres gigantes, pero no tengo forma de cazarlas, solamente puedo imaginarlas estaqueadas frente a una fogata, doradas y chorreantes de grasa.

Etiquetas:

 
3.9.07
  02 de agosto 07, jueves.

Llega Cori de USA, pobre Cori y Joso que se habían ido por 20 días a visitar a Javier, su hijo mayor, mi sobrino mayor, que se ganó una beca y está haciendo un PHD en literatura latinoamericana en la NYU. Desde que me internaron llamaba por teléfono cinco o seis veces por día, hablaba con Alberto, su amigo y grado 5. El lugar donde yo estaba internada es su lugar de trabajo, conoce a todo el equipo del CTI. Yo sigo grave y el hígado empieza a tener problemas a causa del xigris (que creo que es una de las contraindicaciones) y las plaquetas están muy bajas, hay que conseguir donantes de plaquetas. Así que ya no era solo una morcilla: era una morcilla amarilla.

Etiquetas:

 
  01 de agosto, miércoles.

De madrugada seguí en extrema gravedad –parte médico- y yo creo que me parecía a una morcilla gigante, por lo que me han dicho, lástima que no tengo fotos. Quise que me sacaran pero no me dieron bola. Ahora tendría terribles registros. Tampoco me llevaron mi cámara; y aunque María llevó la de ella para mí era como sostener una bolsa de arroz de 50 kg. Me pesaba mucho y no podía enfocar lo que quería. Todavía no vi las fotos, capaz que quedaron mejor con un enfoque más espontáneo, o sea, con la cámara que se me caía, que se bajaba cuando iba a disparar, o que se movía en el peor momento. Veremos. Deben estar lindas. Seguro.

Lo único que puedo contar –que las voy a ir mechando para que no se aburran demasiado, es parte de las alucinaciones que tuve. Como dije, nada de volar entre nubes rosadas, lo que hubiera estado muy bien, aunque las preferiría cambiantes: lilas, amarillos, malvas, naranjas. Fueron vivencias reales, tanto que no estoy segura de que no hayan sucedido. En ese otro lugar, en el lugar donde viajó mi mente, o en otra dimensión donde solo van los que tienen el inconciente aflorando. No sé. Hace muchos años casi me muero, cuando perdí un embarazo por una hemorragia interna, en una trompa de Falopio que se rompió y el peritoneo se me iba llenando de sangre y nadie se daba cuenta, y yo sentía un dolor cada vez más fuerte en el vientre. Al final me llevaron al sanatorio y llegué con 3 de presión. El médico se dio cuenta de primera qué estaba pasando y enseguida me llevaron a sala de operaciones. Pero no sentía más dolor, y ahí si vi la luz brillante al final de un corredor o tubo redondo, o algo parecido, del que habla la gente que estuvo al borde de la muerte. Yo flotaba y la sensación era de placer. Nada de miedo. El dolor fue durante el postoperatorio.

Etiquetas:

 
  31 de julio 07, martes.

De madrugada, a eso de las 4 a.m. se complicó la cosa. La neumonía ya era bilateral, hice septicemia y congestión. Suero, antibiótico, curare, morfina, “extrema gravedad a punto de muerte”, ese era el diagnóstico. Me entubaron para alimentarme y para que respirara.

A las 20 hs comienza un tratamiento con xigris, una dosis c 12 hs, completando 6 dosis; eso de nombre raro no tiene nada que ver ni con los archivos x ni con algo gris, aviso por las dudas, para no crear un estado de confusión generalizada. Después por ahí se anda diciendo cualquier cosa. Ya sabemos cómo es. Siempre termina en el cuento de que una mujer le puso las guampas al marido o viceversa. Que el marido tenía el pelo gris, podrían decir. O que la mujer tenía un prendedor con forma de “x”. Xigris es un medicamento relativamente nuevo, creo que fue la segunda vez que se usó en Uruguay y las mutualistas no lo cubren, así que hubo que largar cheques sin fondo y al otro día ver cómo se solucionaba el asuntillo. La cosa es que la gente de forma espontánea se organizó en grupos y empezó a llegar plata: 500 U$S por acá, 200 por allá, un dosis completa por otro lado. En el fac, por ejemplo, hicieron una colecta entre los integrantes. Mucha gente, muchos amigos, mucha energía positiva rondando a mi alrededor. Algunos hacían reiki a distancia, otros hacían ofrendas umbandistas, otros rezaban y enviaban rezos a distintas vírgenes por Internet. La cosa es que la energía fluía. Una Dra., amiga de mi hermana Elena le preguntó si no me había bajado la fiebre porque había pasado gran parte de la noche pidiendo con su grupo de sanación que me bajara la fiebre. Elena, totalmente asombrada, le dijo –era verdad, claro- que esa noche había tenido hipotermia. Bueno, creo que la hipotermia fue a causa del curare, pero igual las casualidades por algo se dan; pueden haber decidido darme curare justo en ese momento porque recibieron la inspiración espiritual, yo qué sé. Pasan cosas tan raras… como el bosquecillo de Amanita Muscaris al que entré en una alucinación. No sé por que digo alucinación, puedo decir “cuando estaba en ’ese otro’ lugar”.

Etiquetas:

 
  30 de julio 07, lunes.

Me pusieron máscara de oxígeno y siguieron con el antibiótico intravenoso. Era un lío porque me arrancaba la máscara. Inconciente, claro, pero la inconciencia muchas veces ayuda a tomar decisiones drásticas. Pero eso provocó al final decisiones más drásticas en ellos, y eso que no estaban inconcientes, eran bien concientes de lo que hacían. Pero creo que estuvieron bien. Por lo menos estoy viva, y eso es muy bueno para Julio y mis hijos, para mi familia en general. Todavía estarían llorando por mi pérdida, y ¿mirá si lo del paraíso es verdad? ¿Y si todos los días podés ver la aurora boreal? Bué, ya nos tocará a todos ver qué hay más allá.

Etiquetas:

 
  29 de julio, domingo.

Pase bien, Julio se fue al cumple del papá de Andrea y de tarde, cuando volvió, vimos la otra película. Creo que todas eran un embole. Las había elegido yo, claro. Siempre elijo películas horribles.

De noche me subió la fiebre a 41, y Ju llamó a urgencia y la medica me vio y me ascultó y me mandó una placa urgente y cuando la vio me mandó internar. Que puerta decidiera dónde me internaban, si en CTI o en cuidados intermedios. Empecé con chuchos de fiebre, me dieron novemina intravenosa y suero con antibiótico. La placa dijo neumonía en el pulmón izquierdo. No lo dudó.

Como no había cama en cuidados intermedios me internaron en el CTI, en la cama 2 del CASMU 4.

Etiquetas:

 
  28 de julio 07, sábado.

Al mediodía me sacaron la placa –de urgencia, gracias a la Dra Cora, y me sacaron sangre. Los que vieron la placa les pareció que estaba bastante bien, una pequeña mancha discutible en el pulmón izquierdo y los valores de sangre normales. A la Dra. que vino de emergencia también la placa le pareció normal, sumado a los valores normales del hemograma y además la fiebre me había bajado un poco. Dormí en casa, Julio dice que miramos videos –tengo un vago recuerdo de que me dormí mirándolos. La fiebre siguió baja.

Etiquetas:

 
  27 de julio 07, viernes.

Lo que cuento a partir de ahora lo puedo contar porque me lo contó Julio, y aunque ya casi siento como si lo hubiera vivido, sé que no estuve allí, por lo menos concientemente. Mi conciencia no se acuerda de nada, nada, nada. No sé si la fiebre me hizo alucinar o me fui a otro lado (otra dimensión digamos, para no tener que pasar por todo eso, por otro lado más frívolo, tan de mal gusto como eso de estar parecida a una morcilla, sin cuello, mi pobrecito cuello de cisne, elegante, y tener que imaginarlo del mismo grosor de la cabeza, con los ojos tan hinchados que no los podía abrir) y como me fui quién sabe dónde solamente recuerdo alucinaciones, algunas medias raras y otras raras de más. En fin. Ninguna flotando de felicidad, eso seguro.

La fiebre se mantuvo en los 40,5 grados. Obstinada. La muy perra. De noche, Julio llamó a la urgencia del CASMU, la Dra. que fue ese viernes me mandó sacar una placa de pulmones y un hemograma completo (creo que completo).

Etiquetas:

 
  26 de julio 07, jueves.

Seguí en la cama, la fiebre no me bajó. 40, 5 grados.

Etiquetas:

 
  25 de julio 07, miércoles.

Fui al MNAV a elegir la obra sobre la que voy a trabajar para le exposición que curan Enrique y Jacqueline. Me enfrié. Me engripé, en verdad, el martes estaba ya un poco engripada, y no debería haber salido. De noche estaba con 39,5 grados. Me sentía mal. Tomé sopa, me abrigué muuuuuuuucho. Julio llamó a la urgencia del CASMU para que me vieran. La Dra. dijo que era una gripe y que tomara un antifebril cada 8 horas. Que me quedara en la cama. No me costó nada porque me sentía muy muy mal.














Etiquetas:

 
TERESA PUPPO 2007

Nombre: Teresa Puppo
Ubicación: Montevideo, Uruguay
Archivos
31/12/06 - 07/01/07 / 07/01/07 - 14/01/07 / 14/01/07 - 21/01/07 / 21/01/07 - 28/01/07 / 28/01/07 - 04/02/07 / 04/02/07 - 11/02/07 / 11/02/07 - 18/02/07 / 18/02/07 - 25/02/07 / 25/02/07 - 04/03/07 / 04/03/07 - 11/03/07 / 11/03/07 - 18/03/07 / 18/03/07 - 25/03/07 / 25/03/07 - 01/04/07 / 08/04/07 - 15/04/07 / 15/04/07 - 22/04/07 / 22/04/07 - 29/04/07 / 29/04/07 - 06/05/07 / 06/05/07 - 13/05/07 / 13/05/07 - 20/05/07 / 20/05/07 - 27/05/07 / 27/05/07 - 03/06/07 / 03/06/07 - 10/06/07 / 10/06/07 - 17/06/07 / 17/06/07 - 24/06/07 / 24/06/07 - 01/07/07 / 01/07/07 - 08/07/07 / 08/07/07 - 15/07/07 / 15/07/07 - 22/07/07 / 22/07/07 - 29/07/07 / 02/09/07 - 09/09/07 / 09/09/07 - 16/09/07 / 16/09/07 - 23/09/07 / 23/09/07 - 30/09/07 / 30/09/07 - 07/10/07 / 07/10/07 - 14/10/07 / 14/10/07 - 21/10/07 / 21/10/07 - 28/10/07 / 28/10/07 - 04/11/07 / 04/11/07 - 11/11/07 / 11/11/07 - 18/11/07 / 18/11/07 - 25/11/07 / 25/11/07 - 02/12/07 / 02/12/07 - 09/12/07 / 09/12/07 - 16/12/07 / 16/12/07 - 23/12/07 / 23/12/07 - 30/12/07 / 30/12/07 - 06/01/08 / 03/01/10 - 10/01/10 /



Powered by Blogger

Suscribirse a
Entradas [Atom]